Un buen escenario no siempre ha de estar dentro de un teatro

24 septiembre, 2019
Un buen escenario no siempre ha de estar dentro de un teatro

Muchos de nosotros tenemos la idea preconcebida de que los escenarios de las representaciones, ya sean de ballet, de teatro, de danza, o de alguno de las otros muchos y diferentes tipos de creaciones artísticas y culturales que existen, han de ser sobre las tablas de un teatro cubierto. Esta es una creencia propia de la época romana y del legado que nos viene de sus teatros en nuestro país, ya que la realidad es que otras culturas como la griega o la japonesa, en ocasiones, si que habían optado por construcciones al aire libre para llevar a cabo sus representaciones.

Así, en nuestro país, con una gran historia romana a sus espaldas, la mayor parte de los teatros y zonas de representación que existen en la actualidad mantienen vivo este legado que os mencionamos de la época, de ahí que la inmensa mayoría sean bajo techumbre. Sin embargo, la realidad es que un buen escenario no siempre ha de estar dentro de un teatro y prueba de ello lo encontramos cada día en nuestras ciudades. Es por ello por lo que a continuación os hablaremos de algunos de los ejemplos más sonados.

Sin salir de las fronteras de nuestro país nos encontramos con una de las ciudades con más historia de nuestra tierra, Ourense. En el caso de la ciudad de las Burgas se celebra cada año un certamen denominado como MITEU. La Mostra Internacional de Teatro Universitario (MITEU), organizada por Sarabela Teatro, hace de la calle su escenario en cada una de las veinticuatro ediciones que ya suma a sus espaldas. En la edición de este año, entre otras compañías, Trío Refugallo y Compañía Vaya ofrecieron sendos espectáculos al aire libre para el deleite de todos los públicos que se dieron cita en enclaves emblemáticos de las calles de la vieja Auria y que, entre paseo y paseo o entre consumición y consumición, pudieron vivir un gran espectáculo de teatro al aire libre, así como de otras actuaciones humorísticas, de ballet o de danza, entre otras propuestas.

Además de espectáculos en la calle, como el que os acabamos de mencionar y que se celebra en Ourense, la realidad es que existen otros múltiples escenarios improvisados, o no tanto, que pueden hacer de un sitio normal, un lugar único y que recordaremos toda la vida. Así, en este caso, en muchas ocasiones, algunas compañías de danza, teatro o ballet optan por alquilar viviendas, las cuales suelen estar situadas en lugares céntricos de las ciudades y, en prácticamente la totalidad de las ocasiones, en bajos, por comodidad de los asistentes, para llevar a cabo sus representaciones más personales y privadas. Para ello, lo más habitual es contar con espacios icónicos, cargados de historia y de personalidad y que cuenten con una importante amplitud. Así, en el caso de la ciudad condal, el hotel 1898, el Palace, el gran hotel La Florida, el Mercer House Bòria Bcn o el Casa Fuster, son algunos de los lugares más soñados por las compañías de interpretación escénica para poder desarrollar sus actuaciones. Esto se debe a que cuentan con grandes recibidores que hacen posible que se pueda desarrollar desde una actuación de ballet a una representación teatral, así como el contexto, el fondo, el escenario natural, cuenta con un gran valor, no solo arquitectónico, sino que también histórico, que le da a la representación ese toque especial y único que tanto deseamos.

No obstante, la realidad es que a mayores de las dos propuestas que os hemos planteado, podemos encontrar otras muchas. Optar por el teatro de Mérida es una de las mejores opciones que tenemos disponibles y es que nos estaremos subiendo al mismo escenario que se usaba hace decenas de años por los profesionales de la época. Un lugar, sin duda alguna, único, que hace las delicias de todas aquellas compañías artísticas que tienen la posibilidad de subir a actuar en él.

Otros escenarios insospechados

Las opciones que os hemos planteado hasta ahora son curiosas, pero nos las podemos encontrar de forma común, sin embargo, la realidad es que muchas veces logramos superar a la ficción. Así, en este punto es donde os recordamos que hace años se hizo un programa de radio con actuación artística desde el fondo del pozo de una mina en Asturias, algo único pero posible. Es por ello por lo que un escenario lo podemos encontrar en muchos sitios, no solo en una mina, sino que también en un castillo, la cubierta de un barco o una azotea de un edificio, entre otras muchas opciones.